Expuesto por la revista Caroline Vout – el cuerpo real griego y romano | libros de historia

Piense en el cuerpo griego o romano, y lo que podría venir a la mente es la fría perfección de una escultura de mármol. El Belvedere Apollo, por ejemplo: una copia romana de un original helenístico, redescubierto durante el Renacimiento, instalado en el Vaticano por Julio II, considerado «el milagro del arte» por el historiador de arte alemán del siglo XVIII Johann Joachim Winckelmann.

En Exposed, el clásico de Cambridge Caroline Vout adopta un enfoque muy diferente. Los cuerpos que considera son falibles y carnosos; son pegajosos, malolientes e impredecibles. Algunos están deshabilitados. Algunos son esclavizados, abusados ​​o explotados. (Hay un pasaje particularmente revelador del código legal de Gortyn en Creta que, en el siglo V a. C., establecía que si un hombre libre violaba a una mujer libre, era multado con 1.200 óbolos, o 24 si era virgen. )

Son cuerpos que se abortan a sí mismos (como Corinne, la receptora de los poemas de amor de Ovidio); personas que, como la poetisa Safo, sintieron la lujuria y los celos correr por sus extremidades – en la traducción de Anne Carson, «la lengua se rompe y se adelgaza / el fuego corre bajo la piel / y en los ojos no hay vista y el tamborileo llena los oídos / y el el sudor frío me domina…» La belleza, el tipo de belleza que muestra el Apolo Belvedere, es sólo una parte de la historia, argumenta Vout. «Por cada vasija ateniense del siglo V que muestra a un hombre mayor cortejando a un joven apuesto, hay otra que muestra a alguien vomitando, orinando, cagando», escribió.

Suscríbete a Inside Saturday

La única forma de descubrir el detrás de escena de nuestra nueva revista, el sábado. Regístrese para recibir historias de nuestros principales escritores, además de todos los artículos y columnas imprescindibles, en su bandeja de entrada todos los fines de semana.

Aviso de Privacidad: Los boletines pueden contener información sobre organizaciones benéficas, anuncios en línea y contenido financiado por terceros. Para obtener más información, consulte nuestra política de privacidad. Usamos Google reCaptcha para proteger nuestro sitio web y se aplican la Política de privacidad y los Términos de servicio de Google.Cráter de voluta de figuras rojas en el áticoCráter de volutas de figuras rojas en el ático que representa (A) el nacimiento de Pandora con Zeus, Hermes y Epimeteo presentes y (B) un joven persiguiendo a una mujer, siglo V a.  Vasija de vino ateniense de figuras rojas (voluta-krater): (A) el nacimiento de Pandora: Zeus, Hermes, Epimeteo, Pandora;  (B) joven persiguiendo a una mujer.  Dimensiones: altura: 48,2 cm (Foto de Ashmolean Museum/Heritage Images/Getty Images) Fotografía: Ashmolean Museum/Heritage Images/Getty Images

Vout aborda una amplia gama de ideas y temas con una energía incontenible. ¿De dónde pensaban los griegos que venían los humanos? (Hesíodo hizo que los dioses los hicieran de arcilla; los filósofos presocráticos como Anaximandro anticiparon las teorías evolutivas). ¿Cuál era la relación entre el cuerpo y el alma? (Una incursión en Platón aquí.) ¿Qué pasa con el «cuerpo político»? Vout muestra que a medida que Roma se deslizó hacia la autocracia, el cuerpo del gobernante se volvió cada vez más importante. La famosa estatua de la Prima Porta del emperador Augusto tenía su poder militar inscrito en su cuerpo, por medio de su coraza que representa la recuperación de los estandartes perdidos en la Batalla de Carrhae. Los cuerpos de los dictadores, como Vladimir Putin con sus poses musculosas, siguen llenos de moneda simbólica.

Exposed se une a otros volúmenes académicos clásicos destinados a un público amplio, como Pompeii de Mary Beard y Courtesans and Fishcakes de James Davidson, que han ahondado en los apetitos, las lujurias y las manías de los pueblos del mundo grecorromano. Pero donde Beard se enfocó en Pompeya en el primer siglo y Davidson en Atenas en el siglo V a.C. a San Jerónimo aconsejando a un seguidor del siglo V d.C. que expresara santidad casi muriéndose de hambre. Reflexiona sobre los restos humanos encontrados en Poundbury, Dorset, y considera los relieves de Palmyrene; piensa que para entender la fisiología y la cirugía griegas “sería ingenuo no ponerlo en diálogo con lo que está pasando en China”.

Es un proyecto ambicioso, a veces vertiginoso, todo escrito en un estilo vivaz y demótico. (El dios Apolo, por ejemplo, «no solo es guapo, sino también un genio de la medicina».) Su enfoque temático (los capítulos incluyen «Sexo y sociedad» y «Fisicoculturismo») significa que los saltos a través del espacio y el tiempo pueden ser desorientadores. . Pero la desorientación puede ser parte del plan, en el sentido de que Vout desea privar a sus lectores de cualquier sentido de falsa familiaridad con estos griegos, romanos, romano-britanos, palmirenos y el resto. Algunos de los pasajes más espeluznantes se refieren a teorías médicas. ¿Perdiste un período? Un remedio (de quién sabe qué fuente; encontré las notas finales de Vout a veces frustrantes) fue pasar «tres días vaporizando un frasco que contenía un cachorro muerto a través de una caña hasta la vagina». O podría intentar dormir en el templo de Asclepio, donde un paciente, todas las mañanas durante 120 días, comió 15 granos de pimienta y media cebolla. El conjunto es un libro lleno de ideas y hechos llamativos, a veces sorprendentes, que derribaron a griegos y romanos de sus nobles, inmaculados y blancos pedestales.

Exposed: The Greek and Roman Body es publicado por Profile (£25) Para apoyar a libromundo y Observer, pida su copia en guardianbookshop.com. Se pueden aplicar cargos de envío.

Deja un comentario